Esta casa solitaria en medio del “paisaje”, me llamó la atención desde el principio por su acabado exterior en hormigón visto. Éste, me recordó a la arquitectura de Enric Miralles, del que yo fui muy “fan” durante mis últimos años de carrera. Y será a lo mejor por su arquitectura, por lo que siempre he asociado los edificios con fachadas de hormigón visto a edificios públicos y no a viviendas unifamiliares como ésta. Pero sí, “haberlas, haylas” y ésta es un claro ejemplo de ello.

Foto de Michael Heinrich

Foto de Michael Heinrich

La vivienda consiste en un cubo de hormigón visto color antracita – que reposa sobre una pradera muy cerca del comienzo del bosque. Este color hace que la vivienda se confunda con el bosque durante la noche y al contemplarla desde lejos,  vaya apareciendo poco a poco sobre la hierba durante el crepúsculo al amanecer y desapareciendo poco a poco fundida en los colores del bosque durante el crepúsculo al anochecer. Un efecto muy interesante, ¿verdad?

Fachadas de hormigón visto, arquitectura alemana

Foto Michael Heinrich

Este alzado, impresionante en mi opinión, vuelve a repetir el esquema de la primera vivienda de la que os hable, un cuerpo de hormigón que vuela sobre otro de vidrio. En este caso, el cuerpo de hormigón es de hormigón visto y cuenta además con un “corte” en una de sus fachadas, como podéis ver en las fotos, que forma un patio interior, al que vuelcan las distintas estancias de la casa.

Alzado_2

Foto de Michael Heinrich.

Alzado_3

Foto de Michael Heinrich.

En lo que al diseño de interiores se refiere, los espacios interiores contrastan totalmente con el hormigón visto antracita del exterior: techos, paredes, barandillas y suelos están acabados en blanco, lo que da una gran luminosidad a las distintas estancias de la casa. Sólo, mediante algunos detalles en la decoración, se le da un toque de color a los interiores.

Foto de Michael Heinrich

Foto de Michael Heinrich

Interior_recortado

Foto de Michael Heinrich

interiores blancos

Foto de Michael Heinrich

La vivienda se encuentra en cerca de Kaisernlauter, en el oeste de Alemania, cerca de la frontera con Francia y Luxmeburgo.

El proyecto es de los arquitectos:  AV1 Architekten, con oficinas en Kaisernlauter y en Berlín, podéis buscar más información sobre ellos en  http://www.av1architekten.de  

El fotógrafo, encantador, me contestó en español cuando le pedí permiso para utilizar sus fotos, es Michael Heinrich, lo podéis encontrar en: http://www.mhfa.de/